y aunque se empeñe quien se empeñe, en demostrar lo contrario…. no tenemos precio….




Lleno un cazo de agua

y lo dejo en la puerta


para que vuelvas.


Trigo y aceitunas,


miel y hierbabuena


para que vuelvas.



Abro la ventana,


lleno la despensa


para que vuelvas.


Un calor del nido,


infusión de menta


para que vuelvas.



Beberás, mojaras tus labios


después de tanto andar.


Hablaras, contarás lo andado


y después descasarás.



Diez racimos de uvas


y un frescor de fresas


para que vuelvas.


Un humo de incienso


y una luz de vela


para que vuelvas.



Beberás, mojaras tus labios


después de tanto andar.


Hablaras, contarás lo andado


y después descasarás.



Agua, tierra, fuego y aire


todo lo que esperas


del amor y de la vida.


Te daré mi ofrenda


para que vuelvas.


Ofrenda, Pedro Guerra

Anuncios